El mejor consejo sobre sexo para un hombre

Muy a menudo, los hombres consideran que el único objetivo del sexo es llegar al orgasmo y eyacular. Y esta consideración sólo hace que su pareja sexual termine sufriendo por una falta de entrega, de rendimiento o incluso de consideración hacia sus propias necesidades.

 

Cuando un hombre acude a una cita con escorts de Barcelona, es probable que estas mujeres puedan enseñarle lo que necesita.

 

A menudo, la función del sexo en pareja se puede confundir con el de la masturbación, puesto que funciona a la perfección para otorgarse placer físico y sexual. Con ella, conseguimos una liberación orgásmica y continuamos con nuestro día -o nos ayuda a dormir, si es lo que buscamos-.

 

Pero cuando aplicas el mismo enfoque egocéntrico al sexo en pareja, pierdes, y también lo hace tu pareja. El error que muchos hombres cometen es que se emocionan tanto por tener relaciones sexuales y también están tan ansiosos por su desempeño sexual (durar lo máximo posible) que olvidan el propósito de lo que hacen: tener una experiencia agradable.

 

Aunque hay hombres egoístas conscientes de ello, no es a quien nos dirigimos con este post, sino a quienes no saben que están causando un problema para su pareja y para ellos mismos, pero estarían dispuestos a solucionarlo.

 

El mejor consejo que los hombres necesitan sobre el sexo, lo único que los hará mejores, que también tiene el beneficio de convertirlos en un mejor hombre en general, es nunca olvidar el verdadero significado de la palabra pareja.

 

Cuando tienes relaciones sexuales con otra persona, es un esfuerzo conjunto. Puede parecer obvio, pero gran parte de la frustración sexual de las mujeres con los hombres se debe a que los hombres no son completamente conscientes de las necesidades de su pareja.

 

Los estudios han demostrado que las lesbianas dan más orgasmos a las mujeres. En resumen, como mujer, si tienes relaciones sexuales con un hombre heterosexual, has elegido el grupo demográfico con menos probabilidades de hacerte llegar al orgasmo.

 

Cuando tienes relaciones sexuales con una pareja, ambos se ayudan mutuamente a satisfacer las necesidades físicas y emocionales de la otra persona. O así debería ser. Así que sé consciente de ello, dedica el tiempo necesario a preguntarle si se encuentra bien, cómo está e, incluso, qué quiere que le hagas.

 

De este modo, con un interés sincero, conseguirás mejorar vuestras relaciones sexuales, y también, vuestra relación de pareja.