Cómo aumentar la libido a partir de los 40

aumentar libido a partir de los 40

Aumentar la libido a partir de los 40 no es imposible. Cuando somos más jóvenes, creemos que la excitación sexual siempre va a ser idéntica a otras épocas pasadas, sin importar la edad o nuestra situación personal. Sin embargo, a partir de los 40, es posible notar una clara disminución, por lo que debemos hacer un esfuerzo extra para mantenerla.

Aquí, te traemos algunas opciones que podrán ayudarte a mantener la libido sin importar la edad que tengas:

Masajes eróticos

En sitios como https://felinamassage.com/es, te atenderán auténticas profesionales que sabrán llevarte al mismo cielo usando sus técnicas exclusivas de masajista erótica. Masaje tántrico, para parejas, ménage a trois, cuerpo a cuerpo, nuru, sensitivo, prostático, a cuatro manos, lingam… Las posibilidades no son pocas, precisamente.

Más y mejores preliminares

El coito en sí es muy placentero, pero darle más protagonismo a los juegos preliminares, a dedicar más tiempo a  nuestras zonas erógenas, puede multiplicar las sensaciones que nos ofrece. Por lo tanto, vale la pena recordar que la penetración no es el centro de todo.

Sexo oral para aumentar la libido a partir de los 40

Una de las prácticas estrella, que mejor nos puede hacer sentir en cualquier momento. Además, puedes aumentar el placer durante el mismo con algunos trucos, como beber un refresco o una bebida dulce antes de llevarlo a cabo. Con este tipo de bebidas, la lengua se vuelve más suave y produce más saliva, por lo que ambos detalles te ayudarán a aumentar el placer de tu amante.

Lubricante para todos

Muchas mujeres no lubrican correctamente a partir de los 40, aunque también intervienen factores como el estrés. Sin embargo, el uso de lubricante puede ayudar a solventar este problema por completo.

Fuera tabúes

Hay que innovar en cualquier ámbito, y el sexo no es una excepción. De hecho, si tienes alguna fantasía sexual por cumplir, lo ideal es que lo hables con tu pareja o amante y tratéis de hacerla realidad.

La cama no lo es todo

Relacionado con la necesidad de la innovación, hay que recordar que practicar sexo en lugares que no son la cama también puede ser muy excitante. En la bañera, contra la pared, en una mesa –siempre y cuando vaya a soportar vuestro peso-, en el sofá…

Al final, se trata de encontrar nuevas sensaciones que puedan aportarnos placer.

Sexting en WhatsApp: ventajas y riesgos

sexting en whatsapp

El sexting en Whatsapp es una práctica sexual muy estimulante que consiste en mantener relaciones sexuales con otra persona mediante mensajes subidos de tono. En realidad, se basa en la masturbación, claro está, o el uso de juguetes sexuales, pero mientras explicamos a la otra persona (que puede ser una amiga o una preciosa chica de http://www.felinabcn.com/es) qué estamos haciendo y qué querríamos hacerle o que nos hiciera a nosotros.

Y, dado el auge de WhatsApp, es muy común encontrar parejas (y desconocidos) que lo practican por este medio. Pero ¿crees que lo sabes todo al respecto? Hoy, te traemos una serie de ventajas y desventajas sobre esta práctica.

Ventajas del sexting en WhatsApp

Os conocéis más

A menudo, en la cama, no nos atrevemos a decir qué queremos que nos hagan o qué nos gustaría hacer. Sin embargo, en el sexting es muy común decir a la otra persona qué nos gustaría que nos hiciera en ese momento, por lo que puedes dejar escapar pistas muy directas sobre nuevas prácticas que quieres probar.

Más bienestar en la pareja

Cuando llevas a cabo esta práctica con tu pareja, adquirís mayor confianza, lo que lleva a encontrar la estabilidad y el bienestar.

No importa la distancia

Si sois capaces de hacer sexting, da igual si estáis separados, puesto que encontráis el modo de estar juntos.

Rompe la rutina

Favorece la imaginación y añade diversión a la vida sexual.

Desventajas del sexting en WhatsApp

¿Sabes lo que compartes?

Algunas personas acompañan imágenes de ellos mismos durante el sexting. Si es para tu pareja, probablemente no tengas nada que temer. Pero si es con una persona a la que acabas de conocer, la imagen podría terminar quién sabe dónde.

Problemas éticos y legales

Si ha habido un problema de comunicación entre ambas partes, y una de ellas no quería recibir este tipo de contenido (mensajes, fotos y vídeos de sexo explícito), puede ser considerado como acoso.

Extorsión

De nuevo, hacer esto con desconocidos puede llevarnos problemas que no imaginamos, como que nos chantajeen a cambio de no viralizar nuestra imagen o publicarla en portales de sexo.

Problemas psicológicos

Estos percances mencionados pueden llevarnos a sufrir una pérdida de la autoestima y de la confianza, así como ansiedad y una intranquilidad general.

En Rusia, mujeres ofrecen sexo a cambio de servicios diversos

rusa

La crisis ha llegado a Rusia pegando fuerte, pero su población se niega a perder su calidad de vida. En aras de mantenerla, numerosas mujeres están empezando a ofrecer relaciones sexuales a cambio de productos y servicios distintos, como fontanería, instalación de muebles, mudanzas, reparaciones mecánicas…

En este país, la crisis del petróleo ha golpeado duramente, y la mitad de los ingresos dependen de la venta de hidrocarburos. Por ello, no es tan extraño estar viendo esta situación. Este tipo de tareas son un lujo que no todo el mundo puede permitirse.

Además, las sanciones que Estados Unidos y la Unión Europea impusieron a Moscú a causa de la anexión de Crimea y el apoyo a la rebelión separatista de las regiones de Donetsk y Lugansk también están contribuyendo, a su vez, al aumento de la pobreza. De hecho, hoy en día, la proporción de pobres de Rusia se está encaminando hacia los niveles de 2005.

La nueva tendencia sexual que pisa fuerte

Esta clase de ofertas que realizan las mujeres se han visto, sobre todo, en la región de Buriatia, en Siberia. El diario local explica: “Debido a la crisis económica, el sexo se utiliza para pagar este tipo de servicios tradicionales. Incluso, se han creado comunidades online específicamente para este propósito”.

Por otro lado, recordemos que Rusia prohíbe la prostitución, así que, para mujeres que necesitan desespedaramente dinero, no resulta tan “sencillo” (que, en realidad, no lo es) como ofrecer su cuerpo, sin más. Aquí, lo tenemos mucho más fácil, ya que encontramos a mujeres dispuestas a acostarse con hombres con una simple búsqueda en Google: “escorts Barcelona”.

Los mensajes que se pueden encontrar en estas comunidades online son como algunos de los siguientes:

  • “Busco a un hombre que pueda instalar unos cables en dos habitaciones de mi piso”. El mensaje iba acompañado por un selfie en el que se podía ver a la mujer de cuerpo entero (incluida, la cara), y en el que vestía de manera sexy. Nueve hombres se ofrecieron a “satisfacerla”.
  • “Me reuniré con cualquiera que me dé un sofá a cambio de sexo. Chica de 23 años. Si te interesa, dale al me gusta”. En total, consiguió 21 me gusta.

Una de estas comunidades online creadas con dicha finalidad, camufla los servicios con el siguiente mensaje: “Si necesitas un servicio pero no puedes o no quieres gastar dinero, se puede negociar”.

Asimismo, también hay hombres que ofrecen compartir sus habilidades a cambio de sexo, desde arreglos en el hogar hasta llevar a alguien en su coche.

Shibari: el arte japonés de ser atado

shibari

El erotismo es un mundo muy amplio, que muchas veces desconocemos todos sus campos. Desde parafilias, fetiches, e incluso artes eróticas que crean para quien las “sufren” o practican excitación frente a situaciones inverosímiles, objetos o partes del cuerpo que a más de uno le resultaría extraño sentirlo.

A continuación os hablamos sobre el shibari,un arte erótico japonés, que más que una praxis, se considera un arte en sí.

Así que si estás interesado en saber más sobre el shibari tan solo debes de seguir leyendo, porque… ¡Allá vamos!

El Shibari: Técnicas y métodos

Por definición, el Shibari es el arte de atar empleando cuerdas con el fin de provocar una reacción sensual. y erótica, y que muchos la pueden interpretar tan solo como un arte, y que otros como una excitación sexual.

Normalmente se realiza con cuerdas de 7-8 metros de largo, y de material de fibra natural, como el cáñamo o el yute, y ocasionalmente de algodón o nylon.

Proviniendo del  Hojojutsu, el shibari, y su antepasado se puede dividir en dos categorías. La primera se centra en la detención de las personas en una cuerda fina, sobre unos 3-4 milímetros, y conocida como hayanawa (cuerda rápida). En la antigüedad se solía capturar a los prisioneros con ella.

la segunda categoría se centraba en ser Honwana, parecidas en torinawas y de diferentes longitudes para, antiguamente retener a los prisioneros más peligrosos. En ambas formas las cuerdas hojojutsu requieren entender la anatomía humana y las posibilidades de cada articulación.

El arte

Como comentábamos, el shibari es una técnica ancestral japonesa que se usaba para el ámbito policial y de detención en un Japón más antiguo. Pero este, se ha desarrollado hacia un arte más bien erótico y sensual que busca la belleza como tal.

Técnicas novedosas para mejorar tu experiencia sexual

escorts

En ocasiones, podemos llegar a aburrirnos de practicar sexo, especialmente, si nos encasillamos en el mismo tipo de técnicas y posturas. El misionero está muy bien hasta que descubres otras posturas, y esto pasa así con todo. Por ello, tal vez te interese conocer nuevas maneras de conseguir placer o intensificarlo durante el sexo.

A continuación, te contamos algunas de ellas.

Masajes tántricos

Ya sea con una masajista, citándote con una profesional del sexo después de buscar “escorts Barcelona” en Internet o bien con una persona conocida que domine del tema, los masajes tántricos te ayudarán a descubrir nuevos placeres y sentir más las caricias que se produzcan en tu cuerpo. De hecho, esto es en lo que se basa: en que sientas cada poro de tu piel y aprendas a disfrutar de las atenciones físicas recibidas.

Escribe cartas a tus genitales

Diversos sexólogos aseguran que escribir a tus genitales como si fueran a leerte es una manera de mejorar el sexo. Así pues, si tienes problemas de eyaculación, o no llegas al orgasmo, podrás beneficiarte de diversas maneras:

 

  • Desahogándote

 

Esto siempre es algo que necesitamos para desahogarnos.

 

  • Verbalizando el problema

 

Así, darás pie al análisis, lo que te ayudará a empezar la siguiente fase.

 

  • Poniéndole solución

 

Serás consciente de tu problema y de la necesidad de solucionarlo durante el sexo, lo que te llevará a afrontarlo con la actitud necesaria y ponerte manos a la obra.

Equinoterapia

Según la psicóloga Mª Ángeles Castillo, http://mariangelescastillo.es/ el 98 por ciento de las disfunciones orgásmicas tienen una base psicológica. Si una persona consigue dejarse llevar y relajarse sobre un caballo, hacerlo con otra persona puede ser más fácil gracias a esto. La relación con el caballo es muy física, dado que nos montamos en ellos y estamos en constante contacto con su piel y su crin. Esto también ayuda a disfrutar del tacto.

Además, los caballos otorgan seguridad al jinete, dado que domarlos y guiarlos pasa por un proceso de aprendizaje y cierta seguridad y confianza tanto en ellos como en nosotros mismos. Llevar estos beneficios a la sexualidad puede ser algo muy beneficioso para nosotros y para mejorar nuestra relación con los demás y, sobre todo, con el sexo.

Los principales beneficios de un masaje erótico

general-eroticos

Los masajes eróticos son relajantes. Esto es lo principal que deberías saber.  Si no estás seguro, siempre puedes dirigirte a profesionales o centros que realicen masajes eróticos en Barcelona, o en cualquier otra ciudad (algo muy fácil de buscar hoy en día, gracias a Internet) y probarlo en tu propia piel. Algo que, por otro lado, te recomendamos totalmente que hagas.

La finalidad del masaje erótico es que disfrutes, que alejes el estrés y los pensamientos negativos, y que aprendas a disfrutar de las caricias ajenas, así como de tu propio cuerpo. Pero podemos enumerar todos los beneficios que nos aporta:

Manda lejos tus problemas

Los juegos sensuales y las caricias del masaje contribuirán a alejar de tu mente cualquier problema, ya que alcanzarás un estado de relajación increíble. Disfrutarás sobremanera de las caricias de las expertas masajistas, que conocen a la perfección cómo conseguir el clima ideal para que tu placer sea máximo.

Despierta tu deseo

En ocasiones, el apetito sexual queda reducido a la nada. Esto puede ocurrir a causa de una monotonía en la pareja, o por un descontento de la vida que tenemos. Los masajes eróticos contribuyen a romper esa rutina y nos inyectan la autoestima que necesitamos para seguir adelante y, si es el caso, para atrevernos a cambiar de vida.

Conoces nuevas sensaciones

El erotismo es una buena manera de conseguir la compenetración sensorial. Sólo tienes que dejarte llevar y disfrutar de las manos de la masajista.

Combate la depresión

Además de acabar con la ansiedad. Hoy en día, cada vez más personas conocen estas tristes situaciones que nos hacen infelices, a causa de las presiones del trabajo, de problemas en la familia y diversas situaciones y estados sociales. Este tratamiento bloquea los pensamientos negativos, contribuye a liberar la mente y hace que puedas controlar tu estado de ánimo de manera más positiva.

Mejora tu relación de pareja

La liberación sexual que proporciona un masaje erótico también te ayuda a comprender mejor tus relaciones sexuales, lo cual refuerza tu vínculo con tu pareja. Además, algunas de las cosas que aprendas durante el masaje lo podrás emplear, también, en la cama con esa persona especial.

Mejora tus relaciones personales

Al liberarte de negatividad y aportarte una mayor autoestima, serás capaz de enfrentarte con mayor seguridad y efectividad a diversas situaciones sociales. Esto, al final, se convertirá en una especie de círculo vicioso positivo.

Iniciándonos en el sado: conocimientos previos

puta-domicilio

El sadomasoquismo es una práctica sexual que se encuentra en auge. Desde que salió al mercado el libro Cincuenta sombras de Grey y se hiciera popular, muchas personas, ya fueran lectoras o no de este título, han comenzado a sentirse atraídas o intrigadas por esta práctica.

También llamado BDSM (por las siglas en inglés de “bondage, dominación, sadismo y masoquismo”), diversos estudios recientes aseguran que entre el 30 y el 50 por ciento de la población adulta tiene fantasías sexuales relacionadas. No obstante, la mayoría no se atreve a comunicar esto a sus parejas, o no saben cómo informarse en realidad.

Muchos hombres acuden a escorts en Barcelona u otros lugares con la esperanza de probar por primera vez prácticas BDSM –además de muchas otras. En cualquier caso, lo ideal es vivir una primera experiencia teniendo ya algunos conocimientos previos. Por ello, aportamos una pincelada a continuación.

Parte activa y parte sumisa

En el sado, hay dos tipos de participantes diferenciados: el activo y el sumiso. Es decir, una de las partes es la activa o el amo, que se encargará de generar una intensidad controlada de dolor a la parte sumisa, mediante azotes u otros medios pactados previamente.

El amo es el sádico, mientras que la parte sumisa es la parte masoquista, que obtiene placer a través de la sensación de dolor.

Safe word o palabra de seguridad

Aunque exista un acuerdo para que el amo le infrinja dolor a la parte sumisa, esto tiene sus límites. Si el amo va más allá de lo acordado, o si la parte sumisa está sufriendo hasta un punto en el que se ha perdido la sensación de placer, es necesario acordar un código que lo haga detenerse. Y no puede ser un simple “no”, “para” o “me haces daño”, puesto que esto podría formar parte del juego, o así lo podría interpretar el sádico.

Por este motivo, hay que buscar otra palabra que quede totalmente fuera de contexto y que sorprenda en el momento –aunque se debe pactar previamente, por supuesto-. Algo como “calendario”, “agua” o, incluso, frases como “el cuadro está torcido” o “apaga el ordenador”.

Acuerdo entre las dos partes

El sádico no debería sorprender al masoquista con sus prácticas, a no ser que la sesión BDSM se realice entre dos personas con mucha confianza y experiencia previa juntos. De lo contrario, hay que establecer unas normas previas. Por ejemplo, la asfixia es una práctica peligrosa y muchos masoquistas no disfrutan.

Al final, todo se basa en tener una buena comunicación, en ponerse de acuerdo previamente y jugar de acuerdo a las normas establecidas por la propia pareja.

Fetiches y parafilias

fetichismo

Como hemos comentado en algún que otro artículo de este blog, os vamos a hablar sobre los fetiches y parafilias, que alguna vez habrás escuchado hablar, o no.

Existen infinidad de parafilias y, muchas de ellas quizá las desconozcas, es por ello que con este post os presentamos algunos fetiches, prácticas sexuales o preferencias en el erotismo que en la sociedad existen, y en el mundo sexual aún más.

Si estás interesado tan solo debes de prestar atención ¡Allá vamos!

Agorafilia

Este es un típico en películas subiditas de tono, o de preguntas habituales, por lo que en cuestiones sexuales se refiere. La agorafilia trata sobre la práctica de la actividad sexual en lugares públicos.

Aunque no lo parezca, esta parafilia es muy común en la sociedad. Seguro que has visto en los telenoticias o en la prensa que más de una pareja, o personas individuales han practicado sexo en instalaciones públicas.

Autonepiofilia

Esta es una parafilia basada en el deseo de llevar pañales y ropa de bebé, además de llevar un comportamiento de recién nacido, y que el entorno que le rodea le trate de la misma manera.

Este fetichismo se centra en que la persona que siente placer y excitación frente a llevar un enorme pañal a cualquier parte, además de beber de biberones y disfrutar del ocio como si un niño pequeño se tratase.

Belonefilia

Este fetichismo se centra en buscar la excitación producida por el uso de agujas.

Muchas personas experimentan placer con tan solo introducir entre su dermis diferentes tipos de agujas, hasta el punto de colgarse cuál ganado se  puede imaginar.

Frotismo

Como es bien conocido, existen muchos camninos para encontrar la excitación y el placer sexual. Este post es un ejemplo, e infinidad de parafilias habidas y por haber.

No obstante, los roces o contactos físicos, hacen que la fisiologia humana cree un vínculo de erección. Pero existe un fetiche exclusivo para ello: Frotismo.

Este consiste en frotar las partes genitales  contra personas desconocidas. En estas personas hace que la excitación crezca y por consiguiente el placer.

Qué y cómo BDSM

bdsm

Seguro que has visto en algún que otro sitio las siglas BDSM. Pues bien, estas significan: Bondage, Disciplina, Sadismo, y Masoquismo.

Estas consisten en prácticas sexuales, las cuáles algunas (por no decir todas), tienen algún que otro fetiche y parafilia que les excita y les produce placer en las relaciones más íntimas entre personas, o individualmente.

A continuación os explicamos en qué consiste cada una de las siglas y sepas de qué va cada cosa, puesto que muchas veces tendemos a confundirlas.

¡Empezamos!

Bondage

El bondage es una práctica sexual centrada en la inmovilización del cuerpo bien sea atada o amordazada. Además esta inmovilización puede ser total o parcial.

El uso de cuerdas, esposas, telas, cadenas o cualquier otro elemento que sirva para inmovilizar a la otra persona, son los principales objetivos, y el fin del fetiche por ser atado o el de atar a otra persona.

Esta praxis sexual suele vincularse  a preliminares frente a una relación sexual, o la base de una de ellas.

Dominación

Esta se centra en los comportamientos y costumbres sexyales centradas en el consenso entre ambas partes drente al dominio de una persona sobre otro.

En esta práctica, en este contacto físico no es necesario, puesto que se puede llevar a cabo a distancia, o de tal manera con sexo a distancia.

Hay que dejar muy claro que este tipo de práctica sexual debe de contener códigos y palabras de seguridad para asegurar la integridad de ambas partes, sobre todo, a aquellos que es dominado.

 

Sadismo

Procedente del escritor y filósofo Sade, el sadismo alude a la obtención del placer a través de infundir dolor a otra persona.  Aunque este tipo de práctica no siempre tiene un talante sexual, se incluye en las siglas BDSM.

Cuando tiene un carácter sexual, el Sadismo es una parafilia que se centra en lo comentado, en la excitación y placer por realizar daño a otra persona mediante humillaciones, castigos o fustigaciones.

Al igual que en la dominación, esta praxis debe de ser de mutuo acuerdo, y deben de existir códigos de seguridad.

Masoquismo

El  masoquismo es el antónimo del sadismo, pero no se puede concebir uno sin el otro. Por lo contrario, el Masoquismo se centra en la excitación y placer al sentir daño proferido por otra persona  a uno mismo.

En esta práctica también debe de haber una palabra de seguridad y acuerdo entre ambas partes, para garantizar el bienestar.

Parafilias Sexuales: Cuáles son las más comunes

parafilia

Una parafilia es un patrón de comportamiento, normalmente sexual, en el que se focaliza encontrar y predominar el placer en objetos, situaciones o actividades cotidianas y/o atípicas.

La excitación es el medio en el que se consigue el placer sexual a través de lo mencionado y es muy común, más de lo que os pensáis, en la sociedad frente a objetos como los zapatos, los labios rojos, e incluso situaciones de sumisión frente a otra persona.

Así que si estáis interesados en este tema tan solo debéis de seguir leyendo. ¡Allá vamos!

Los zapatos

El topicazo sobre los zapatos de tacón, sobre todo, extremadamente altos y de aguja en la mujer es una de las parafilias, o también conocidos como fetiches para los hombres.

La excitación no es el fin de que la fémina  lleve los zapatos, sino el proceso en llevarlos. Esto ocasiona muchas situaciones sexuales en los que al hombre le produce mucho placer que su acompañante vista este tipo de calzado.

Así que… ¿Por qué no?

Crurofilia

Otro de los tópicos sobre las partes del cuerpo femeninas que atraen en exceso a los hombres son las piernas. Pues bien, la crurofilia es este fetiche.

Ver una piernas alargadas y esbeltas hacen que más de un varón vea abultada su entrepierna por ver esta parte del cuerpo.

Y si lo combinas con unos buenos taconazos (como comentábamos antes), más que mejor.

Misofilia

Esta parafilia se relaciona por aquellas personas que se sienten atraídas por la ropa sucia.  Estas prendas llenas de roña, a mayor cantidad más excitación, hacen que a quienes les atrae este factor sientan más placer.

Graofilia

Es bien seguro que has escuchado la frase “a mi me encanta una buena madurita”, o chicos que se sienten atraídos por las madres de sus amigos, vecinas, etc.

Esta parafilia se conoce como graofilia y consiste en la excitación y placer ante una mujer madura, y sobre todo, practicar sexo con ella.

 

Estas son algunas de los fetiches y parafilias, que estas últimas no se pueden contar las que existen.